viernes, 20 de febrero de 2015

China – Sign in the sky (1989)


Amigos del vinilo, a China llegué tarde –pasados los 90– gracias a In the middle of the night, un estupendo tema entre el AOR dulzón y el hard rock melódico que me hizo conocer a estos suizos. 

 Sin ser tan famosos como los míticos Krokus o los posteriores Gotthard –ambos, grupos del país del Toblerone–, lo cierto es que su nivel no tiene nada que envidiar a las mencionadas bandas. Fundada en Winterthur, la ciudad de la multinacional de los seguros, China consiguió en un mal momento su contrato para una multinacional. Así, un año antes de la edición del primer álbum de Nirvana –vaya, he dicho su nombre; ahora me saldrá urticaria– firman con Phonogram, que les graba su debut homónimo. Pero es al año siguiente cuando sacan al mercado este Sign in the sky que hoy os presento, disco que se convertiría en su mayor éxito, aupándolos hasta el número 2 de las listas de su país y dándoles la oportunidad de telonear a Yngwie Malmsteen en su gira por Europa presentando Odyssey


Aunque en algunos sitios he leído que se habla de los China como un grupo de glam metal, para nada estoy de acuerdo con ello. Así, pese a saber que las etiquetas acostumbran a no reflejar la realidad cuando esta tiene diferentes caras, a mi su estilo me parece más una mezcla de AOR y hard rock melódico en la senda de la escuela escandinava (Treat, Europe, Talisman...). Con portada de Carl W. Röhrig y producido por Stephan Galfas y James Palace –que también hicieron algunos coros– en los Kampo studio, Platinum island studios y Atlantic studios, la formación que grabó Sign in the sky estaba compuesta por Patrick Mason a las voces, Freddy Laurence y Claudio Matteo a las guitarras, Brian Kofmehl al bajo y John Dommen a la batería, con la colaboración de Claudio C. Cueni a los teclados y Al Dellentash al Casio CZ-101 en un tema. 


El track list fue: 

A 
The great wall
Dead lights 
Animal victim 
In the middle of the night 
Won’t give it up 
Sign in the sky 

B 
Don’t ever say goodbye 
Broken dream
Second chance 
Bitter cold 
Take your time 
Harder than hell 
So long 


Con el inicio instrumental de The great wall –un título obligado para un grupo llamado China-, comienza Dead lights, típico y cañero hard rock que advierte de su error a los que esperaban de la banda una sucesión de baladas. Siguen Animal victim, un notable hard rock melódico de calidad, y la más conocida de China, ese temazo cercano al AOR que es In the middle of the night y que me hizo comprar este vinilo (por cierto, al amigo @ViniloRockodium). Won’t give it up es otro tema rockero de calidad, con un riff que me recuerda a Saxon, lo que tampoco es tan extraño si tenemos en cuenta que, un año antes, Stephan Galfas había producido el Destiny de los británicos, un álbum que es el único que me falta de la época ochentera de Byford y los suyos, un dato que aporto porque se va acercando mi cumpleaños, más que nada. Y entonces se concluye la cara A con la estupenda Sign in the sky, de mis preferidas del disco. 

La segunda cara se inicia con Don’t ever say goodbye, buen hard rock con coros y un fantástico trabajo de guitarra. Tras la breve introducción de Broken dream encontramos Second chance, más hard rock con coros, con una estupenda melodía, guitarras y voz solista. Bitter cold es otra de las imprescindibles del álbum, con unas guitarras potentes y bien producidas y la destacable voz de Mason al frente en este nuevo exponente de hard rock melodico centroeuropeo. Take your time es otro temazo sin mácula y otra de mis canciones favoritas. Y el viaje termina con más de lo mismo con un Harder than hell en el que las voces me recuerdan a un joven Lou Gramm y So long, una balada blanda y melíflua que –en mi opinión- baja un poco el nivel del resto del álbum. 


Os acompaño una pequeña selección de temas que espero que, si no lo habíais hecho ya, os ayude a descubrir e interesaros por estos suizos. 

!Feliz viernes! 
@KingPiltrafilla





Entrada publicada simultáneamente en ffvinilo.blogspot.com

No hay comentarios: