miércoles, 20 de noviembre de 2013

Black Sabbath - Seventh star (1986)


Amigos míos, si la semana pasada os hablaba en el blog hermano de FFVINILO del Born again de los Sabbath, aprovecho hoy este espacio para hablaros del Seventh star –resulta que lo tengo en cedé-, otro de esos proyectos de Iommi que –como el anterior álbum de la banda- no debía llevar el nombre de Black Sabbath en la portada, sobre todo porque ni Butler, ni Ward, ni Osbourne aparecían en él. Aún así, Don Arden y el sello discográfico, demostrando una ofensiva poca confianza, o bien en el nombre de Tony Iommi o en la inteligencia de los hipotéticos compradores, obligaron al guitarrista a convertir su proyecto personal en el duodécimo elepé de Black Sabbath, que yo adquirí años más tarde en formato cedé. 


Corría 1985 cuando Iommi a las guitarras, Glenn Hugues a la voz –otro antiguo vocalista de Purple para substituir a Gillan, qué cosas-, Dave Spitz al bajo, Eric Singer a la bateria y Geoff Nicholls a los teclados, se encerraron en los Cheshire sound studios con Jeff Glixman (que había trabajado en diversos álbumes de Saxon, Gary Moore, Paul Stanley o Kansas, entre otros). Además, en No stranger to love colaboró al bajo Gordon Copley, que había pasado a principios de año por la banda de Lita Ford


Así, un mes antes de que Ozzy editase su fantástico The ultimate sin, esta especie de Iommi and friends disfrazado de álbum de Black Sabbath salió al mercado con temas compuestos en su totalidad por el guitarrista, en cuyas letras contribuyeron Hugues, Nicholls y Glixman y cuyo track list era: 

In for the Kill 
No Stranger to Love 
Turn to Stone 
Sphinx (The Guardian) 
Seventh Star 
Danger Zone 
Heart Like a Wheel 
Angry Heart 
In Memory... 


Y la verdad es que me da igual si decimos que Seventh star es un proyecto en solitario de Iommi –con esa foto del guitarrista en portada dejando claro que el álbum era cosa suya- o si nos creemos que es una más de las obras bastardas de Black Sabbath, lo cierto es que en mi opinión estamos ante otro impresionante exponente del hard rock de los 80. Destaco la rápida In for the kill, el baladón single No stranger to love, el tema título Seventh star con su intro Sphinx –nunca he sido capaz de considerarlos temas separados-, la fantástica Danger Zone, la bluesy Heart like a wheel y la preciosa y sencilla In memory







Feliz fin de semana. 
©King Piltrafilla

Entrada publicada el pasado viernes en zeppelinrockon.com

No hay comentarios: